Vivir con dermatitis atópica

Cuando sufres dermatitis atópica, es muy frecuente que hasta los médicos te aconsejen que “aprendas a vivir con ella”, dado que no hay una cura definitiva.

La dermatitis atópica es muy molesta por los picores que produce y las heridas (e incluso infecciones) que se pueden generar provocar al rascar las zonas afectadas.

Afecta directamente a la calidad de vida, llegando incluso a estar vinculada al aumento de otras enfermedades, según un informe de la EFA.

Por eso es fundamental conocer bien la enfermedad y sus síntomas, para tratar de aliviarlos antes de que se agraven.

Qué es la dermatitis atópica

La dermatitis atópica es una enfermedad crónica de la piel que provoca inflamación en el interior de codos y rodillas, el cuero cabelludo, la cara y el torso, principalmente, aunque puede aparecer en cualquier parte del cuerpo.

Provoca que la piel se reseque, apareciendo zonas rojas y costras que pican constantemente, lo que deriva en lesiones por rascado.

Es muy frecuente en la infancia, incluso en lactantes.

Por qué se produce la dermatitis atópica

No hay un motivo claro que explique por qué se padece dermatitis.

Se admite que puede influir la genética, facilitando un error del sistema inmunitario. También que los brotes se agravan en situaciones de estrés.

5 consejos imprescindibles para vivir con dermatitis atópica

Para poder vivir con dermatitis atópica es necesario cuidar la piel a diario. En caso de brotes graves, no dudes en acudir a tu médico.

Pero día a día, puedes cuidarte con estos consejos:

  1. Mantén la piel seca pero hidratada: date duchas cortas de agua templada, con jabones neutros sin perfume y sécate cuidadosamente con toallas suaves.
  2. Aprovecha el verano: tanto el sol como el agua de mar suele aliviar las molestias que provoca la dermatitis atópica.
  3. Mima tu piel: utiliza ropas de fibras naturales como el algodón o el bambú, pero evita la lana.
  4. Evita los cambios bruscos de temperatura. También de noche, intenta no abrigarte demasiado para minimizar el sudor mientras duermes.
  5. Hidrátate con productos naturales: utiliza cosméticos que no contengan alcohol ni perfumes, como nuestra crema natural, que está formulada con extractos de plantas y alivia y cura la piel afectada por dermatitis atópica sin utilizar corticoides.
Con estos consejos, vivir con dermatitis atópica te resultará mucho más fácil.

Dejar un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados